Conducta debida a que el niño no sabe pero está listo para aprender

  • ¿Cómo sé si la conducta de mi niño se debe a que el niño no sabe qué hacer, pero está listo para aprender?

Algunas veces los niños se comportan de la manera en que lo hacen porque ¡simplemente no saben cómo comportarse mejor! Quizás no sepan o no recuerden cuáles son las reglas nuevas o qué significan. O quizás no comprendan qué se espera de ellos en una situación determinada. Los niños pequeños están constantemente aprendiendo cosas por primera vez y con frecuencia necesitan muchos recordatorios. Piense en las tantas veces en que se encontró a si mismo diciendo “¡Se lo he dicho cientos de veces!” Las reglas que usted conoce desde hace mucho tienen mucho sentido para usted pero quizás no lo tengan para su niño pequeño. Estas reglas necesitan ser aprendidas e interiorizadas, lo cual lleva tiempo.

Pregúntese:

  • ¿He descartado que la conducta de mi niño no se deba fundamentalmente a una etapa del desarrollo a una diferencia individual o al entorno?
  • ¿Está mi niño en una situación nueva o poco familiar? Esto puede crear confusión e incertidumbre en los niños que no saben qué se espera de ellos.
  • ¿Está mi niño enfrentando un problema o tarea nueva? Dominar nuevas tareas requiere maneras nuevas de resolver problemas y comprender, lo que lleva tiempo.
  • ¿Tiene que ver la edad de mi niño con la conducta? ¿Es mi niño muy pequeño? Puede sonar muy simple, pero para los niños pequeños ¡casi todo es una nueva tarea, relación o situación!
  • ¿Qué está comunicando mi niño? ¿Cómo es que comprenderlo me puede ayudar a saber cómo responder?

¿Sabe su niño cuáles son las reglas o lo que se espera de una situación nueva? Si es así, su conducta puede comunicarle que necesita su ayuda para que le explique algo. El niño no es capaz de darse cuenta lo que es necesario por sí mismo. Usted puede apoyar a su niño en estas situaciones al proporcionarle orientación consistente, de apoyo, de las siguientes maneras:

  • Esté dispuesto a enseñarle a su niño lo que se espera. En esta situación, abandonar una cierta conducta no es suficiente. Usted tiene que ayudar a su niño a que sepa qué hacer en su lugar. Ejemplo: No te puedo dejar dibujar en las paredes. Si quieres hacer un dibujo grande, pongamos papeles en la pared de afuera y puedes dibujar sobre el papel. Los lápices de colores o crayolas son para dibujar sobre papel.
  • Explique POR QUÉ. Proporcionar una explicación simple ayuda a que el niño comprenda por qué algo está bien o mal. Saber “por qué” ayuda a que el niño comprenda un límite o expectativa y que acepte e interiorice el concepto más rápidamente. Comunicar al niño las razones de una regla particular, límite, o expectativa, también ayuda a modelar la toma de decisiones y la resolución de problemas.
  • Aliéntelo por los pequeños éxitos y siempre ofrezca ayuda cuando sea necesario. Los niños enfrentan nuevas y desafiantes tareas y situaciones continuamente. Elogiarlo por los pequeños éxitos los ayuda a fomentar su sentido de autoestima y los alienta a que sigan intentando cuando las cosas se ponen difíciles.
  • Tenga paciencia. Si bien los niños pueden “saber” una nueva regla, límite o expectativa la primera vez que la escuchan, existe una diferencia entre saber y una genuina comprensión. La comprensión verdadera lleva tiempo. Trate de tener paciencia consigo mismo y con su niño durante estos tiempos.

EL NIÑO NO LO SABE PERO ESTÁ LISTO PARA APRENDER:  HABILIDADES Y CONOCIMIENTO

¿Por qué está ocurriendo esto?

¿Qué preguntas puedo hacer?

¿Qué está tratando de comunicar mi niño?

Estrategias de intervención

Algunas veces los niños se comportan de la manera en que lo hacen ¡simplemente porque no saben cómo comportarse mejor! Quizás no sepan o no recuerden cuáles son las reglas nuevas o qué significan. O quizás no comprendan qué se espera de ellos en una situación determinada.

– ¿La conducta puede deberse a una etapa de desarrollo, a una diferencia individual o a algo en su entorno?

 

– ¿Tiene que ver la edad de mi niño con la conducta? ¿Se debe a que mi niño es muy pequeño?

 

– ¿Está mi niño en una situación nueva o poco conocida?

 

– ¿Está mi niño enfrentando un problema o tarea nueva?

“Necesito que me expliques algo, no se qué esperas de mi”.

1. Enséñele

 

2. Prepárese para volver a explicarlo varias veces y para explicar por qué.

 

3. Explique los motivos.

 

4. Déle ánimo con los pequeños éxitos

 

5. Tenga paciencia con los fracasos.

 

6. Siempre ofrezca ayuda

Referencias
The framework for understanding your child’s behaviors is based upon an adaptation of James Hymes’ Understanding Your Child by Kadija Johnston, LCSW, Director of the UCSF Infant Parent Program, and is used with her permission.

Accessibility